¿Qué ha pasado en los últimos diez años con la educación?

 ~ Mayo 26, 2013

En los últimos diez años la calidad de la educación en Argentina no ha mejorado. La deserción escolar es cercana al 50% (según datos difundidos por Educar 2050); la posición del país en los indicadores internacionales es regular -como en el caso de PISA donde se ubicó en el 58º puesto entre 65 participantes-: sin bajar, pero tampoco sin subir.

Es llamativo el dato de que en los últimos años se ha incrementado especialmente el ingreso a la escuela privada y no a la pública. A pesar del ejemplo de varios gobernadores enfocados en la educación, como por ejemplo Buenos Aires, Chubut, Córdoba, San Juan, las familias han volcado su  interés en la educación privada más que en la pública. Y no necesariamente por cuestiones relacionadas a la calidad educativa, sino más bien, como muestran algunos estudios (como el realizado en 2012 por el ex ministro de Educación Mariano Narodowski y Mauro Moschetti, de la Universidad Torcuato Di Tella, en base a datos oficiales), por factores que tienen que ver con la seguridad, el orden, la presencia de los maestros y la continuidad en las clases.

Como dato positivo, podríamos decir  que la inversión en educación, como porcentaje del producto bruto, ha estado aumentando del 4% en el 2004 al 6,2% en 2012. Pero una mayor inversión no implica necesariamente una mejor calidad educativa y ésta es, tal vez, la mayor falencia de los últimos años.

Destinar recursos es clave. La educación es el factor de igualación de oportunidades más importante de un país. Sin una escuela pública sólida, que garantice calidad y sea atractiva para todas las familias, se hace mucho más difícil fomentar la disminución de la inequidad en Argentina.

Desde que Alberto Sileoni se hizo cargo del Ministerio de Educación nacional, se han buscado nuevas alternativas para enfrentar estos desafíos. En muchos países de alta calidad educativa, los estados y municipalidades son quienes lideran la innovación: comienzan con la implementación de programas novedosos en grupos de escuelas más acotados, para luego ganar escala con la adopción por parte de los gobiernos nacionales.

Pareciera que lo mismo ha sucedido en Argentina. La gestión actual ha tenido la capacidad y la apertura suficiente para hacer propias distintas experiencias locales en el país y también del exterior, y movilizar políticas para implementarlas a nivel nacional. Por ejemplo, en la Ciudad de Buenos Aires, el ministro Esteban Bullrichvolvió a enfocar el debate en temas de calidad educativa, en lugar de limitarse sólo a la cuestión del acceso, como habían promovido algunas administraciones anteriores. Para esto, se impulsó la evaluación de alumnos y maestros. Además de lanzar una propuesta de evaluación de calidad a nivel nacional, Sileoni llevó el tema de la calidad al Consejo Federal en varias ocasiones, contribuyendo a expandir una experiencia municipal al resto de las provincias del país.

La habilidad del Ministerio de Educación nacional de coordinar políticas, aun con gobiernos de otra denominación partidaria, es un punto a destacar, ya que no parece suceder en ningún otro ámbito del gobierno. 

En el ámbito de la tecnología, el gobierno nacional ha impulsado una fuerte iniciativa para expandir la infraestructura disponible, con la distribución de más de 2.500.000 millones de computadoras en el marco de Conectar Igualdad, y con la disponibilidad de conexión a internet en 5200 escuelas de 18 provincias. Esto ha sido muy positivo. El paso siguiente sería introducir metodologías y estrategias para que las tecnologías contribuyan a personalizar la educación, generar más datos sobre las escuelas y aprendizaje de los estudiantes, e involucren una mayor participación de los padres y madres.

En un mundo mucho más competitivo, donde los estudiantes argentinos no sólo compiten con otros países de la región sino también con Singapur, India, Nueva Zelanda o Nigeria, el capital humano es lo que hará diferenciar a la Argentina del resto, y permitirá continuar por una senda de desarrollo económico y humano.

Ya nadie duda de que la educación es clave para el desarrollo de nuestro país. Pensar una política a largo plazo, articulada entre los distintos sectores para que trascienda a los gobiernos concretos, y centrarla en la mejora de calidad, especialmente en la escuela pública, son los puntos fundamentales para que Argentina sea un país más equitativo y desarrollado.

 

Escrito en  colaboración con Jorge Chrestia (@jorgechrestia), licenciado en Ciencias Empresariales, director de Fundación para la Promoción Educativa y fundador de Proyectos Logos. 

Anuncios

Uruguay: “La inmigración es positiva”, nueva campaña de Cancillería

http://www.elobservador.com.uy/noticia/251129/-34la-inmigracion-es-positiva34-nueva-campana-de-cancilleria/

Según el Censo 2011, 2,4 % de los habitantes del Uruguay son extranjeros

La campaña interinstitucional fue desarrollada con el soporte de IMPO, Centro de Información Oficial, y con el apoyo de la Organización Internacional para las Migraciones y la Junta Nacional de Migración.

La presentación se realizó a las 14 horas y contó con la presencia del canciller, Luis Almagro, y el director de la Organización Internacional para las Migraciones, William Swing.

“Todo el crecimiento poblacional del Uruguay está cimentado en la migración. Los aluviones migratorios han marcado nuestro país y es una característica de la sociedad uruguaya desde su independencia, que tiene raíces autóctonas y un gran follaje inmigrante”, dijo el canciller.

Almagro agregó que “la sociedad uruguaya se consolida de un aluvión inmigratorio que ha permeado, moldeado y consolidado un estilo y forma de vida propia”.

Según el censo de población de 2011, 2,4 % de los habitantes del Uruguay son extranjeros. El relevamiento señala que el 35% de los inmigrantes proviene de Argentina, el 17,3% de Brasil, el 9% de Estados Unidos, el 7,7% de España, 4,1% de Perú, 2,8% de Paraguay y 2,7% de Chile.

Para el resto de países de Sudamérica, la cifra llega a 5,4%. Una tendencia que parece ir en aumento.

Bienvenidos, bolivianos – Un ejemplo por imitar

Lunes 13 de mayo de 2013 | Publicado en edición impresa

 Un ejemplo por imitar

 http://www.lanacion.com.ar/1581355-un-ejemplo-por-imitar

Por Alieto Guadagni  | Para LA NACION

Bienvenidos, bolivianos. Para los argentinos no es ninguna novedad la llegada de extranjeros inmigrantes a nuestro país. Por algo dijo Octavio Paz: “Los mexicanos descienden de los aztecas; los peruanos, de los incas, y los argentinos, de los barcos”. Tenía razón, ya que desde 1870 hasta el inicio de la Primer Guerra Mundial nuestro país recibió un enorme flujo de inmigrantes. La inmigración hacia Estados Unidos en esos mismos años fue más numerosa, pero en proporción a la población nativa fue más importante el aporte inmigratorio en la Argentina. Según el Censo de 1914, en la ciudad de Buenos Aires había más extranjeros que argentinos, y en todo el país, casi uno de cada tres habitantes era extranjero.
Estos inmigrantes vinieron a “hacer la América” y con su trabajo cooperaron en el progreso de nuestro país. El lenguaje popular no fue muy preciso con ellos, ya que todos los españoles fueron bautizados “gallegos”; los italianos, “tanos”; los sirios y libaneses, “turcos”, y los judíos, “rusos”.

Hubo un rebrote inmigratorio después de la Segunda Guerra Mundial, que se agotó a inicios de los años 50. La novedad es que en los últimos años han vuelto los inmigrantes, pero son otros. No vienen de Europa, Medio Oriente o Japón, como hace más de un siglo, sino que provienen de los países vecinos. Según el Censo de 2010, en el país había 1,8 millones de extranjeros, de los cuales el 75% habían venido de estos países. Encabeza la lista Paraguay, con 550.000; le sigue Bolivia, con 345.000, y luego vienen Chile, Perú y Uruguay. Como se observa, la presencia de extranjeros no llega hoy al 5%, bien lejos de 1914. Lamentablemente, persisten estereotipos o prejuicios que pretenden explicar e incluso justificar expresiones racistas y descalificadores de la gente que ha decidido venir a trabajar a nuestro país, decisión que seguramente también habían hecho hace un siglo los abuelos de muchos de los que ahora están leyendo esta nota.

Las opiniones negativas son hoy populares en los países que reciben inmigrantes, por eso es importante conocer si en ellos prevalecen actitudes positivas respecto al trabajo en los adultos y frente a la escuela en el caso de los niños y adolescentes. En este sentido, es muy valiosa la información presentada en el informe de la Unicef, elaborado por Marcela Cerrutti y Georgina Binstock, que analiza el comportamiento comparativo de los adolescentes inmigrantes y los argentinos en la escuela secundaria en la ciudad de Buenos Aires y el conurbano.

respecto al rendimiento educativo, se presenta la siguiente información, que compara el desempeño en la escuela secundaria de los argentinos (A) y los bolivianos (B). Repitieron un año secundario: A, 34%, y B, 22%. Llevaron tres o más materias a examen: A, 26, y B, 16. Faltaron más de 20 días en el año: A, 35, y B, 20. Dedican más de tres horas al estudio: A, 9, y B, 26. Este distinto rendimiento escolar de nuestros adolescentes y los bolivianos es notable, si además se tiene en cuenta que también son más los bolivianos que “no sólo estudian, sino que además trabajan”: A, 20%, y B, 38%.

El informe también examina las expectativas de futuro que tienen nuestros adolescentes comparadas con las de los bolivianos, expresadas en la “intención de ingresar en la universidad”: A, 40%, y B, 69%. Además, los estudiantes bolivianos dedican más tiempo a estudiar, trabajar y realizar tareas en el hogar, mientras por el contrario, los argentinos dedican más tiempo al ocio, las fiestas y el “chateo” en la computadora. “Chatean con la computadora más de tres horas diarias”: A, 37%, y B, 13%. “Casi nunca leen libros”: A, 69%, y B, 51%. También es diferente la actitud frente al deporte y la religión. “Casi nunca hacen deporte”: A, 33%, y B, 15%. En cuanto a la “asistencia a iglesias o templos”, las cifras son A, 24%, y B, 36%. Otra cuestión importante es el cuidado de la salud, lamentablemente puesta en riesgo por el abuso de alcohol, tabaco y el consumo de drogas. Los resultados de la encuesta son éstos: “Fuman”: A, 20%, y B, 9%. “Consumieron drogas en el último mes”: A, 11%, y B, 2%. “Abusaron del alcohol en el último mes”: A, 24%, y B, 19%. También el informe examina el comportamiento de los adolescentes en el aula. “Porcentaje de alumnos cuyos padres tuvieron que ser citados por la mala conducta de sus hijos”: A, 21%, y B, 10%. La notoria preocupación de sus padres por un mejor futuro para estos adolescentes bolivianos juega un papel central en el propio comportamiento de estos padres y su relación con la escuela, ya que se preocupan porque sus hijos no falten y estudien. En este sentido, el informe consigna muchas opiniones positivas de directores de escuela. Un director de La Matanza dice: “A los padres bolivianos les interesa mucho el tema del estudio, así que los mandan todos los días a la escuela, y cuando hay problemas laborales, te lo explican. La prioridad de la familia boliviana es que el hijo estudie, y te lo mandan”. Otro directivo, también de una escuela de La Matanza, dice: “Los padres vienen a preguntar cómo está su hijo, si le está yendo bien. En la escuela ningún padre se acerca, pero ellos vienen y te preguntan si falta algo o cómo está en las materias”. En una escuela de la ciudad de Buenos Aires, el director expresa: “Los padres de los chicos que son bolivianos tienen una característica muy especial, vienen continuamente al colegio, están atentos, son muy respetuosos, quieren colaborar con la escolaridad de su hijo, se preocupan muchísimo. Y tienen una tradición: cuando egresan, las chiquitas les regalan un anillo”.

Estas evidencias permiten vaticinar que estos adolescentes bolivianos mejorarán en los próximos años significativamente su nivel de vida gracias al esfuerzo que hoy están haciendo en la escuela secundaria, apoyados por sus padres. Seguramente muchos de ellos poblarán en los próximos años nuestras universidades, repitiendo así el virtuoso proceso de ascenso social registrado hace un siglo, tan bien presentado por Florencio Sánchez en su obra teatral M’hijo el dotor.

La futura prosperidad de estos inmigrantes contribuirá a nuestro propio progreso como nación. Por esta razón esta nota comienza con la expresión “bienvenidos, bolivianos”.

© LA NACION.

La Cámpora in Argentina. The Rise of New Vanguard Generation and the Road to Ruin

The Rise of New Vanguard Generation and the Road to Ruin

http://www.strategycenter.net/docLib/20130513_LaC%E1mporaFINAL.pdf

Douglas Farah, Senior Fellow, International Assessment and Strategy Center

The rise and growing influence of La Cámpora, is among the least understood but most important aspects of the Fernández de Kirchner’s government, with direct ties back to the turbulent and violent “dirty war” between the Montonero Marxists guerillas and successive dictatorships in the 1970s. In acknowledgement of their absolute loyalty to her, the president fondly refers to the Camporistas as her “little soldiers.” Rather than reporting through normal cabinet chains of command, its leaders respond only to the president and Máximo, operating as a parallel power structure and severely undermining the institutional oversight of their actions.

ABSTRACT
How a group of young radical utopians has captured the Argentine state, collapsed the economy and institutionalized authoritarian rule

Introduction
Since Aerolíneas Argentinas, Argentina’s flagship carrier, was re-nationalized in 2008, its losses have grown from $1 million a day to $2 million a day. Earlier this year President Cristina Fernández de Kirchner, rather than sacking the director for adding thousands of new jobs for unqualified bureaucrats and being unable to give any account of how the company’s revenue was spent, dropped by to praise the leadership for their outstanding service to the nation. The overall debt of the carrier since it returned to government hands is more than $3 billion, and it loses money with every flight.As Argentina faces a steep economic crisis –with 2013 inflation estimated to reach 30%2 — and growing social unrest, it is unlikely there will be any normal corrective action.

The engineers of the nation’s road to economic ruin are a tightly knit group of young professionals steeped in Marxist economic theory and brought together by a history of student activism and protest. Their strategies have bankrupted the nation while putting Argentina on a path of increasing confrontation with the United States and Europe, and the international financial and investment community, all while strengthening ties with Iran, Venezuela and its populist allies.

The group, known as La Cámpora, has gained unprecedented access to the president through her son, Máximo Kirchner, 36. Máximo has positioned himself as the hermetic president’s primary gatekeeper and possible heir to a political dynasty that is famous for prizing loyalty above all else. Máximo’s power increased dramatically when Néstor Kirchner, Máximo’s father and Cristina’s predecessor in the presidency, died in 2010.The group provided the shock troops when the Fernández de Kirchner government blocked the distribution of independent newspapers, and to counter marches by government opponents while building a vast social media empire aimed at countering non-government media and the broadly and vaguely defined “enemies” –those who don’t agree with the president.

The rise and growing influence of La Cámpora, is among the least understood but most important aspects of the Fernández de Kirchner’s government, with direct ties back to the turbulent and violent “dirty war” between the Montonero Marxists guerillas and successive dictatorships in the 1970s. In acknowledgement of their absolute loyalty to her, the president fondly refers to the Camporistas as her “little soldiers.” Rather than reporting through normal cabinet chains of command, its leaders respond only to the president and Máximo, operating as a parallel power structure and severely undermining the institutional oversight of their actions.
In exchange for loyalty, and trust in her 36-year-old son –who until recently was more known for his affinity for video games, being a super fan of the Racing soccer club and high living in his home province of Santa Cruz –the president asks for no accountability for the hundreds of millions of dollars in government money the Camporistas now control.

Máximo, whose long-time pejorative nickname was Mínimo (‘minimum’, a play on his name which means ‘maximum’), is the oldest child of a couple where both parents served as president in part of the most enduring political partnerships in recent Latin American history, and he is often mentioned as a successor to his mother. He was raised on Peronist literature and has long been the undisguised favorite of his mother.

The objectives of Fernández de Kirchner, Máximo and La Cámpora are to radically remake the Argentine state and to establish a permanent presence across the key nodes of government power and finance, and in social institutions such as education,long after the current administration ends. The “Project,” as they call the current radical experiment in economic and social engineering, would in effect then be permanent.

The goals of the Project are clearly stated in their literature:We should consider ourselves the privileged of history. Today we must fight the ideological battle of all time: a country for the few or for the many. We have the opportunity to continue the historic struggle for the redistribution of income and social justice.Let us retake the banners of struggle of our people throughout history: human rights, the creation of the Great Country of Latin America, industrial sovereignty, the force of organized workers and social justice. But above all else, politics as a tool of all people for social transformation.http://www.lacampora.org/

Already the group’s leaders have engineered the hiring of thousands of loyal followers into the government bureaucracy — a bureaucracy that has grown by more than 940,000 people since the Kirchner governments began in 2003, a rate of 278 people per day. The primary prerequisite to landing a stable, well-paid job in recent years has been the indispensible letter of recommendation from an important Camporista…..

La nueva inmigración se destaca en nuestra escuela

Un informe de Unicef muestra que los alumnos provenientes de otros países tienen un mejor desempeño y mayor aplicación que los argentinos

http://www.lanacion.com.ar/1581714-la-nueva-inmigracion-se-destaca-en-nuestra-escuela

Una de las evidencias más preocupantes sobre la formación de los adolescentes argentinos de familias de escasos recursos económicos que concurren a los mismos colegios que hijos de las más recientes corrientes inmigratorias en nuestro país ha quedado claramente expuesta en un artículo publicado ayer en la edición de LA NACION, que lleva la firma de Alieto Guadagni, economista y miembro de número de la Academia Nacional de Educación.

Guadagni ha comentado un trabajo realizado en el ámbito del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia. Esa institución, conocida como Unicef por sus siglas en inglés, fue creada en 1946, después de la devastación de la Segunda Guerra Mundial, para ayudar a los niños desde la primera infancia y hasta la adolescencia a sobrevivir y a desarrollarse en plenitud. Unicef está presente en casi doscientos países y ha sido galardonada con el Premio Nobel de la Paz.

Como se dijo, la mala noticia del trabajo de referencia es que los chicos de familias argentinas han confirmado aquí los datos muy desalentadores que, en los últimos diez años y de forma creciente, han documentado su pobre desempeño en competencias internacionales sobre operaciones simples de matemáticas y comprensión de lectura elemental.

En tanto, la buena noticia es que, a pesar de los prejuicios que de tanto en tanto emergen sobre las bondades que pueda aportar a la sociedad argentina la inmigración dominante de países inmediatos a nuestras fronteras, los chicos de esas corrientes han demostrado performances alentadoras sobre lo que de ellos pueda esperarse en cuanto al porvenir del país. Y sobre ese punto debemos detenernos a pensar.

En casi todos los rubros -por no decir sin excepciones del relevamiento realizado, el desempeño de los chicos bolivianos, peruanos y paraguayos ha sido, en ese orden, más destacado que el de los hijos de familias argentinas. ¿No está mereciendo esto una profunda reflexión, que comience por lo que ocurre en los hogares, en la degradación de la cultura del trabajo y del esfuerzo de los nativos o en la relajación de las normas básicas de urbanidad y orden social sobre las que se han percibido, desde hace algunos años, nefastas consecuencias de las políticas puestas en vigor y de la conducta personal de la que equivocadamente se vanagloria todo un vasto plantel de altos funcionarios y gobernantes?

Resulta útil analizar los datos que surgen del trabajo, ciñéndonos a la comparación correspondiente a los menores de edad argentinos y bolivianos, teniendo en cuenta que estos últimos constituyen la más ejemplar expresión dentro de aquella corriente inmigratoria latinoamericana que participa, según el Censo de 2010, de más del 75 por ciento de los extranjeros que habitan el país.

Entre los alumnos evaluados, todos de colegios secundarios de la zona sur de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y del conurbano bonaerense, no aprobó tres o más materias el 26 por ciento de los estudiantes argentinos y el 16 por ciento de los bolivianos. Faltó más de veinte días a clase en el año, el 35 y el 20 por ciento, respectivamente, de los alumnos de esa procedencia. Y la relación se mantuvo respecto de quienes dedican más de tres horas al día al estudio: 9 por ciento los argentinos, 21 por ciento los bolivianos.

También son menos entre los argentinos los chicos que, además de estudiar, trabajan: 20 por ciento contra 28 por ciento de los bolivianos; de igual modo son los argentinos los que manifiestan una menor voluntad de ir algún día a la universidad: 40 por ciento contra el 69 por ciento de los bolivianos.

Pero hay, por lo menos, cuatro rubros en los que, lamentablemente, los adolescentes argentinos superan en porcentaje al resto de las nacionalidades mensuradas: en hábitos de fumar y en el uso de drogas, en mala conducta y en renuencia a hacer deportes.

Después de esto, queda una vez más la impresión de que la cultura del inmigrante se corresponde, de forma invariable, con un espíritu de progreso y de voluntad de sortear, con templanza de ánimo, hasta las dificultades que se afrontan en terrenos desconocidos. Fue el ejemplo que dio en nuestras tierras, en el pasado, la gran inmigración europea y que hoy renueva la inmigración de países vecinos.

Quede como observación final la constatación de que en la relación entre el colegio y los hogares, las familias de inmigrantes tienden a brindar mayor cooperación que las familias argentinas a los requerimientos docentes. No hay, pues, resultados casuales y menos en educación, donde la responsabilidad y sentido del deber que se exprese en cada círculo de familia tenga derivaciones inexorables sobre niños y adolescentes. O sea, sobre las generaciones en las que más adelante recaerá la conducción del país tanto en el orden público como en el privado.

Sobran, pues, las razones para la preocupación y para no demorar un cambio de rumbo..

La escuela argentina va a examen: habrá pruebas desde el jardín al secundario

El ministro de Educación de la Nación, Alberto Sileoni, presentó las políticas de Evaluación del Sistema Educativo, que se implementarán en todos los niveles de la escolaridad obligatoria.

El ministro de Educación de la Nación, Alberto Sileoni, presentó las principales políticas de Evaluación del Sistema Educativo, que se implementarán en todos los niveles de la escolaridad obligatoria y la formación docente. En particular se conoció que se evaluará la escuela secundaria de todo el país, incluida la provincia de Santa Fe. Además por primera vez se evaluará el nivel inicial.
Entre las evaluaciones previstas para todo el sistema educativo se resalta -según detalló el secretario de Educación Jaime Perczyk – la incorporación en el nivel secundario de una evaluación institucional prevista para 2014, pero que comenzará este año con la construcción de un Indice de Mejora de la Escuela Secundaria Argentina (Imesa).
“A partir del segundo semestre de 2013 implementaremos en las secundarias de todas las jurisdicciones el Imesa, que cruzará tres variables: los resultados de aprendizaje, que surgen del desempeño que han mostrado los alumnos en el último Operativo Nacional de Evaluación, que se actualizará con el ONE de este año; el tiempo medio de culminación de sus estudios; y la tasa de egreso”, explicó el funcionario.
Y precisó: “Este índice está pensado para que cada institución educativa encuentre las mejores estrategias para lograr que la mayor cantidad de jóvenes estén dentro de la escuela aprendiendo lo que tienen que aprender. Cada escuela recibirá su Imesa, que no se comparará con el de otros establecimientos, y contemplará además las particularidades locales.”
En tanto, Sileoni señaló que “el Imesa será una herramienta más con la que contarán las escuelas para definir la implementación de los recursos de los Planes de Mejora Institucional que, desde 2010, entregamos desde el Ministerio (de Educación nacional), como parte de las acciones para reformar la educación secundaria”.
“Este índice –siguió el Ministro- no será ni competitivo ni punitivo, pero servirá a las escuelas, a los directivos, al cuerpo docente, para detectar en qué deben trabajar, qué reforzar y qué modificar.”
Nivel Inicial. Las instituciones de nivel Inicial se sumarán por primera vez a una instancia de evaluación. Particularmente, la tarea evaluativa se centrará en proveer información sobre la organización del tiempo, del espacio (interior y exterior) y de los modos de organizar la tarea de enseñanza. Esta acción posibilitará analizar los efectos de las prácticas educativas reales que se ponen en juego cotidianamente en el jardín, en el inicio de las trayectorias escolares.
Esta línea de trabajo será de aplicación gradual. Se constituirá en prueba piloto de instrumentos que luego serán aplicados en todas las jurisdicciones en los años 2014 y 2015. La puesta en marcha de esta acción contará con el apoyo técnico de las Universidad del Comahue y de la Universidad del Centro.
Nivel Primario. En tanto, en el nivel primario se continuará con el Operativo Nacional de Evaluación (ONE). La prueba muestral se aplicará en la primera quincena de noviembre de este año en escuelas primarias, indagando qué y cuánto aprenden los estudiantes de 3ro. y 6to. grados en lengua, matemática, ciencias naturales y ciencias sociales. Además, con una encuesta destinada a docentes y directivos se indagará sobre factores de contexto asociados a dichos aprendizajes.
En total, el ONE 2013 involucrará a 270 mil alumnos (135 mil estudiantes de cada uno de los grados involucrados), de 3 mil escuelas de todo el país.
Asimismo, como parte de la continuidad en las instancias de evaluación internacionales, en la primera quincena del mes de octubre próximo se realizará en aulas argentinas el Tercer Estudio Regional Comparativo y Explicativo de Aprendizaje (Terce) del Laboratorio Latinoamericano de Evaluación de la calidad de la Educación (Llece) de la Unesco. Comprenderá una muestra de estudiantes de 51 escuelas, de 3ro. y 6to. grado de la educación primaria, en las áreas de matemática, ciencias y lengua.
En tanto, como novedad se incorporará para el nivel primario una evaluación institucional participativa. En principio, se realizará una experiencia piloto en el segundo semestre de 2013, y a partir de febrero de 2014 todas las escuelas primarias del país se incorporarán a esta evaluación institucional.
Más del Secundario. Como parte de las políticas de evaluación en el secundario, en la segunda quincena de agosto de 2013 se volverá a realizar la prueba muestral del ONE en todas las secundarias del país para indagar qué y cuánto aprenden los estudiantes de 2do., 3ro. y 5to./6to. años en lengua, matemática, ciencias naturales y ciencias sociales. Se evaluará en total a 60 mil alumnos, de 2 mil escuelas de todas las jurisdicciones.
En este estudio se trabajará además con una encuesta destinada a docentes y directivos que permitirá relevar información sobre factores de contexto asociados a dichos aprendizajes. Paralelamente, se realizará el examen censal del ONE que evaluará a los 375 mil estudiantes de las 9 mil 500 escuelas secundarias de todo el país.
Prueba Pisa. A su vez, si bien la Argentina fijó su postura –junto con los países de la región- en torno al cuestionamiento de ciertos criterios de la prueba Pisa, la misma es una de las acciones de evaluación que tendrán continuidad. Por lo tanto, el estudio se realizará en 2015.
La educación técnico profesional se integrará a las políticas de evaluación en la escuela secundaria. En una primera etapa, participarán mil escuelas técnicas de todo el país. Además, se continuarán los estudios e investigaciones derivados del Sistema de Seguimiento de Egresados de la Educación Técnico Profesional –implementado desde el 2008-, que aporta información sobre las trayectorias educativas e inserción ocupacional de los egresados de la modalidad.
Formación Docente.  Hasta el presente se han evaluado la totalidad de las carreras de formación docente de nivel inicial y primario del país, tanto en institutos públicos como privados. Los resultados de esta evaluación son el punto de partida que hoy se asume para pensar la actualización de los planes vigentes.
Fuente: Ministerio de Educación de la Nación

Revuelo en China por un premiado cineasta que tendría siete hijos

http://www.lanacion.com.ar/1580504-revuelo-en-china-por-un-premiado-cineasta-que-tendria-siete-hijosun-director-en-la-mira-las-#comentar

Investigan si Zhang Yimou violó la polémica ley; podría recibir una multa enorme

PEKÍN.- Las autoridades chinas investigan si uno de los directores de cine más premiados de China, Zhang Yimou, tuvo siete hijos pese a las rígidas leyes de planificación familiar que prohíben tener más de uno. De ser hallado culpable, el cineasta deberá afrontar una multa millonaria.

Las primeras informaciones sobre los hijos del director de La linterna roja yLa casa de las dagas voladoras, entre otras obras, circularon en varios sitios de Internet y fueron publicadas más tarde por el Diario del Pueblo, órgano oficial del gobernante Partido Comunista.

Según relatan varios medios de comunicación chinos, Zhang, de 61 años y realizador de la única película china que estuvo nominada a un Oscar ( Héroe), podría ser multado con 160 millones de yuanes (unos 26 millones de dólares) si se confirman las sospechas. En el caso de la política del hijo único, la denominada “tarifa de compensación social” tiene en cuenta los ingresos del infractor y el número de hijos.

De acuerdo con el diario Chongqing Evening News, Zhang tuvo en la década pasada tres hijos con la actriz Chen Ting, antes de que ambos se casaran en secreto en 2011. Además, el cineasta tuvo otro hijo con su esposa anterior, Xiao Hua, y tres más con dos mujeres cuyos nombres no se hicieron públicos.

“Estamos intentando verificar esa información”, dijo una vocera de la oficina de Planificación Familiar en la localidad de Wuxi, en el este de China. La funcionaria no quiso dar más información hasta que las autoridades concluyan sus pesquisas

La noticia sobre la supuesta paternidad múltiple de Zhang se extendió rápidamente en las redes sociales, donde muchos internautas criticaron que la política del hijo único sólo se aplica a las clases medias y bajas de la población.

“El número de hijos que uno tenga es el derecho básico de una persona, aunque en una sociedad degenerada, los derechos básicos pasaron a ser un privilegio”, escribió Liu Weiling, un empleado de una empresa de comunicación. “¿Por qué no puede tener China el respeto mundial?”, se preguntó el autor Christopher Jing. “La gente rica con grupos de amantes. Viejas personalidades que cambian de esposa. Zhang Yimou recibiendo tantos privilegios. Cuatro mujeres y siete hijos; si ésta fuera una persona ordinaria la habrían matado o multado con una cantidad de dinero irrazonable, pero él está bien… Ese mundo tan imperfecto nunca obtendrá el respeto”, agregó.

Premiado en los años 80 y 90 en los principales festivales europeos (obtuvo el Oso de Berlín por Sorgo Rojo, en 1987), Zhang se convirtió en uno de los directores más comerciales de China y fue el encargado de dirigir las aclamadas ceremonias de apertura y clausura de los Juegos Olímpicos de Pekín en 2008.

Su ascenso en fama y fortuna fue acompañado de crecientes críticas tanto dentro de China, donde muchos lo acusan de venderse a las veleidades del cine comercial, como en el exterior, donde algunos medios de comunicación señalan que su cine actual tiene demasiados tintes nacionalistas y está al servicio del régimen.

La política del hijo único se estableció en China en 1979 para frenar la superpoblación y, según las estadísticas oficiales, logró reducir el crecimiento demográfico anual de 1,35 millones de nuevos habitantes en 1980 a 630.000 nacidos en el último año. China, el país más poblado del mundo, tiene más de 1300 millones de habitantes.

En los últimos tiempos hubo llamados a relajar la política del hijo único, especialmente en las zonas más desarrolladas de China, donde las nuevas generaciones no son suficientes para cubrir las necesidades del mercado laboral local.

UN DIRECTOR ?EN LA MIRA

Las denuncias en su contra surgieron en la Web

 

  • ZHANG YIMOU / DIRECTOR DE CINE
    A los 61 años, Zhang es uno de los cineastas chinos más laureados en todo el mundo, gracias a películas como Sorgo Rojo, La linterna roja, Vivir y La maldición de la flor dorada

 

Agencias AP, EFE y DPA.