Informe Kissinger sobre población

370px-PIRAMIDEPOBLACION2010

Fuente: http://www.infovida.org.ar/noticias/04.html

Implicaciones del Crecimiento Poblacional Mundial para la Seguridad y los Intereses Intercontinentales de los Estados Unidos

National Security Study Memorandum 200: Implications of Worldwide Population Growth for US Security and Overseas Interests.

 

El siniestro plan de control poblacional

“Levantóse sobre Egipto un nuevo rey, que no conocía José. Él dice a su gente: ‘He aquí que el pueblo de los hijos de Israel se ha vuelto más numeroso y más poderoso que nosotros. Venid, tomemos sabias medidas para impedir que él crezca’. (…). Entonces el Faraón ordenó a todo su pueblo: ‘Arrojad en el Río (el Nilo) a todo niño que nazca. Pero dejad vivir a las niñas’” (Ex 1, 8-10, 22)

Para el Faraón no era interesante exterminar a los hebreos, que le servían de mano de obra, sino impedir su crecimiento, manteniéndolos bajo control.

Muy semejante a esta historia del control de población en los tiempos modernos. Para este fin ya se realizaron varias Conferencias Mundiales: en Bucarest, Rumania (1974), en la Ciudad de México (1984) y el Cairo (Egipto, ¡qué coincidencia!) en 1994.

Para aclarar los que está por detrás de todo esto, conviene que leamos un documento confidencial, fechado el 10 de diciembre de1974, de autoría del entonces Secretario de Estado Henry Kissinger, titulado National Security Study Memorandum 200 (abreviadamente NSSM 200): Implications of Worldwide Population Growth for US Security and Overseas Interests.

En buen español: Memorando de Estudio de Seguridad Nacional 200: Implicaciones del Crecimiento Poblacional Mundial para la Seguridad y los Intereses Intercontinentales de los Estados Unidos.

El documento, conocido como Informe Kissinger, fue entregado por el Consejo nacional de Seguridad de Estados Unidos al entonces presidente americano Gerald Ford, Solamente en 1989 la Casa Blanca desclasificó el documento, que ahora es de dominio público.

En este informe se afirma que el crecimiento de la población mundial es una amenaza para los Estados Unidos, y que es preciso controlarla por todos los medios: anticonceptivos, esterilización en masa, creación de una nueva mentalidad contra la familia numerosa, inversión fuerte de millones de dólares en todo el mundo. Veamos resumidamente algunos trechos de este documento:

América Latina, en particular Brasil, es un sector clave

“La asistencia para el control poblacional debe ser empleada principalmente en los países en desarrollo de mayor y más rápido crecimiento donde los Estados Unidos de Norteamérica tiene intereses políticos y estratégicos especiales. Estos países son: India, Bangladesh, Paquistán, Nigeria, Indonesia, Brasil, Filipinas, Tailandia, Egipto, Turquía, Etiopía y Colombia” (páginas 14/15, párrafo 30)

Es preciso controlar Brasil

“América Latina: Se prevé que habrá un rápido crecimiento poblacional en los siguientes países tropicales: Brasil, Perú, Venezuela, Ecuador y Bolivia. Es fácil ver que, con una población actual de más de 100 millones, el Brasil domina demográficamente el continente; hacia fines de este siglo, se calcula que la población de Brasil llegará a los 212 millones de personas: el mismo nivel poblacional de los Estados Unidos de Norteamérica en 1974. La perspectiva de un rápido crecimiento económico – si no fuese debilitada por el exceso de crecimiento demográfico – indica que Brasil tendrá cada vez mayor influencia en América Latina en los próximos 25 años” (página 22)

Pero, ¿cómo disfrazar el plan?

“Los Estados Unidos de Norteamérica pueden ayudar a disminuir las acusaciones de motivación imperialista por su apoyo los programas poblacionales declarando reiteradamente que tal apoyo viene de la preocupación que los Estados Unidos de Norteamérica tiene que ver con:

el derecho de cada matrimonio de escoger con libertad y responsabilidad el número y el espaciamiento de sus hijos y el derecho de ellos de tener información, educación y medios para realizar eso;

y b) el desarrollo social y económico fundamental de los países pobres en los cuales el rápido crecimiento poblacional es una de las causas y consecuencias de la pobreza generalizada”.( Página 115)

La utilización de las mujeres

“La condición y la utilización de las mujeres en las sociedades de los países subdesarrollados son de extrema importancia en la reducción del tamaño de la familia. Para las mujeres, el empleo fuera del hogar ofrece una alternativa para el matrimonio y embarazo precoz, e incentiva a la mujer a tener menos hijos después del matrimonio… Las investigaciones muestran que la reducción de la fertilidad está relacionada con el trabajo de la mujer fuera del hogar…” (Página 151)

Crear una mentalidad contraria a la familia numerosa

“La gran necesidad es convencer al grueso de la población que es para su beneficio individual y nacional tener, en media, sólo tres o entonces sólo dos hijos” (Página 158)

Todo vale: hasta el ABORTO

“Ciertos hechos sobre el aborto precisan ser entendidos:
ningún país ha reducido el crecimiento de su población sin recurrir al aborto”(Página 182).

Anuncios

Tener cifras confiables es imprescindible

http://www.lanacion.com.ar/1710558-tener-cifras-confiables-es-imprescindible

Jueves 17 de julio de 2014 | Publicado en edición impresa

Desinformación en la medición de la Pobreza: Indec dice Gini  (desigualdad) 0,27. UCA dice 0,4077

 Por Agustín Salvia  | Para LA NACION 

Aun cuando en la última década hubo progresos en diversas dimensiones sociales, los desafíos en materia de pobreza obligan a ampliar las políticas a fin de consolidar los avances logrados. En un contexto económico, es indispensable garantizar que los recursos disponibles sirvan para promover el desarrollo social y hacer justicia con quienes más los necesitan. En este contexto, la medición de la pobreza constituye una medida crucial para evaluar el desempeño del Estado, y es un derecho básico de información a partir del cual los pobres pueden hacer valer su reclamo de justicia.

A diferencia de lo que debería esperarse, no es hoy la pobreza, sus causas y efectos, el motivo de controversia, sino su expresión numérica. En ámbitos académicos se habla de tasas de pobreza de entre el 15% y el 37% (a diciembre de 2013). Sin duda, un abanico muy amplio, pero en cualquier caso muy lejos del 4,7% que dio el último informe oficial del Indec. Entre las fuentes académicas que dan información están los estudios que desde 2003 realiza el Observatorio de la Deuda Social (UCA), a través de su encuesta (EDSA) y desde una perspectiva multidimensional del desarrollo humano. En este marco, algunos comunicadores sociales se han servido de quimeras para descalificar la metodología del estudio.

Entre otros enredos, se afirma que la encuesta del Observatorio de la UCA está orientada a poblaciones pobres y que por eso las tasas de pobreza son más altas. Para avalar esta supuesta inconsistencia se “mal informa” que el coeficiente de desigualdad de Gini que registra el Observatorio es de 0,27, tildándolo de “escandinavo”. ¡Ojalá fuera así! Lamentablemente, cabe “bien informar” que el coeficiente de Gini medido por la EDSA fue en el último trimestre de 2013 de 0,4077. Con igual procedimiento, la EPH arroja para igual período un índice de 0,4073. Es decir, sin diferencias significativas.

Esto no implica negar las diferencias que existen entre la EPH-Indec y la EDSA-ODSA-UCA. Ambas encuestas representan a hogares urbanos y se intersectan, pero no representan a las mismas poblaciones. La EDSA, aunque con menor cobertura nacional, cuenta con mayor representación territorial al considerar aglomerados de menor tamaño que la EPH. Esto incide poco a la hora de medir la desigualdad distributiva, aunque sí puede influir cuando se trata de medir la pobreza, sea por ingresos o cualquier otro método (en las ciudades más chicas y/o áreas suburbanas, el riesgo de pobreza aumenta). Pero tampoco generaría diferencias relevantes -ni debate alguno- si hubiera datos oficiales confiables.

El Estado argentino tiene la obligación de garantizar el pleno ejercicio de los derechos económicos, sociales, políticos y culturales, y de esta forma asegurar un desarrollo social sustentable. La desinformación estadística no ayuda a crear conciencia de la enorme deuda que el Gobierno y la sociedad -en especial los más ricos y beneficiados por el crecimiento- tienen con referencia al desafío de hacer un buen gobierno de los recursos públicos y construir una sociedad más justa. La medición objetiva es condición indispensable para la concreción de aquellos derechos.

El autor es sociólogo y coordinador del Observatorio de la Deuda Social (UCA).

Why Population Control is Bad Foreign Policy

Why Population Control is Bad Foreign Policy.

A Defense of the Mexico City Policy

population control is not foreign aid

 

The language of the e-mails is hyperbolic and hate-filled. They come from population control groups that are indignant about the House of Representatives Bill which would re-institute the Mexico City Policy.

They call it a “Mean-spirited, anti-women agenda.” And they say it’s “Playing ping-pong politics with women’s lives,” “Out of touch,” and “Inconsistent with U.S. policy.”

And that’s just in the headlines!

So just what is this “mean-spirited” Mexico City Policy? Put simply, it prohibits US taxpayer dollars from going to organizations which “promote or perform abortions” as a part of “population planning activities or other population assistance.”

What could be wrong with that? It’s a sensible policy, first put in place in 1986 under President Reagan, and which is supported by a majority of Americans. The fact is a substantial majority of Americans oppose using taxpayer money to fund abortions at home and certainly do not want to export it abroad.

Not so the population control lobbyists, however. They believe that they have a duty, no less than a right, to promote abortion everywhere in the world, especially where it is illegal. This is why they call the Mexico City Policy a “Global Gag Rule.” It “gags” them, preventing them from using U.S. taxpayer dollars to try and overturn existing pro-life laws in Africa and Latin America.

It also bars them from using U.S. taxpayer dollars to actually perform illegal abortions overseas. This infuriates them because they believe that abortion is a “woman’s right” regardless of what the local laws say.

Finally, they are convinced that abortion is necessary to control population growth and to save women from dying in childbirth. That is why they accuse pro-lifers of “killing women in the name of partisan politics.” (Never mind that the actual legislation contains a “life of the mother” exception; these people are not troubled by mere facts.)

There are multiple problems with the Obama administration’s policy of promoting and performing abortions everywhere in the developing world. Firstly, this undermines our efforts to promote democracy and human rights.  While the Senate version of the bill contains a pro forma prohibition on lobbying (“none of the funds made available under this act may be used to lobby for or against abortion”), the efforts of International Planned parenthood Federation and other U.S.-funded population control groups to legalize abortion in country after country are well-known and will continue–prohibition or no prohibition.

Such efforts not only violate local laws, they undermine our foreign relations. It creates a very bad impression when the United States, in conjunction with the major colonial powers, tells countries only recently freed from colonial domination that they should abort a good percentage of the next generation. Pushing abortion on underdeveloped nations through “population planning” programs only serves to remind their citizens of their not-so-distant past as conquered peoples.

Last year, a young Nigerian woman wrote a passionate plea to U.S. pro-lifers complaining about the programs of our government:

“We are thirsty and they give us condoms! We are hungry and they offer us contraceptive pills! We are sick and they offer us the most modern techniques of abortion! We are naked and they lead us into the arms of sexual hedonism! We are imprisoned by poverty and they offer us sexual liberation!!! Silent tears roll down for Africa in a modern world that can neither see our pain nor hear our cry for help.”

She was spot on. The Obama administration is more interested in aborting the thirsty, sterilizing the hungry, and contracepting the naked than engaging in true charity. It is more interested in funding its abortion-minded U.S. partners (in return for votes and campaign contributions) than in actually helping people on foreign shores.

Mexico City PolicyReinstituting the Mexico City Policy would not stop all of this abuse and corruption, but it would be a start. It would protect women from the worst excesses of population control efforts and help to salvage our country’s image around the world.

Let your Congressman and Senator know that you support the Mexico City Policy. It will save lives.

 

* The House version of the bill, H.R. 5013, can be found here: https://beta.congress.gov/113/bills/hr5013/BILLS-113hr5013rh.pdf

* The Senate version of the bill, S 2499 can be found here: http://www.gpo.gov/fdsys/pkg/BILLS-113s2499pcs/pdf/BILLS-113s2499pcs.pdf

 

Estados Unidos: Corte Suprema falla contra mandato abortista de Obama y a favor de libertad religiosa

http://www.aciprensa.com/noticias/estados-unidos-corte-suprema-falla-contra-mandato-abortista-de-obama-y-a-favor-de-libertad-religiosa-24338/#.U7LPe_l5Pr0

WASHINGTON D.C., 30 Jun. 14 / 12:31 pm (ACI/EWTN Noticias).- La Corte Suprema de Estados Unidos falló hoy a favor de que la empresa Hobby Lobby, y otros empleadores similares, no sean forzados a cumplir con el mandato federal abortista y anticonceptivo de Barack Obama, pues atenta contra sus creencias religiosas.

En una votación de 5 contra 4, la corte sentenció que el gobierno federal ha fallado en su intento de probar que el mandato era la forma menos restrictiva en avanzar hacia su meta de proveer control natal gratuito a las mujeres.

La corte dijo que el mandato de Obama no puede ser aplicado a empresas de capital cerrado, con dueños religiosos que objetan esa norma. El Servicio de Impuestos Internos de Estados Unidos define “empresas de capital cerrado” a aquellas con más del 50 por ciento de sus acciones en posesión de cinco o menos individuos.

El gigante de ventas de materiales para la realización de arte y artesanía Hobby Lobby y sus dueños, la familia Green, desafiaron un mandato federal emitido bajo la Ley de Cuidado de Salud Asequible (conocida como Obamacare), que exige a los empleadores ofrecer cobertura de seguro médico para anticoncepción, esterilización y algunos medicamentos que pueden causar abortos tempranos.

La familia Green señaló que este mandato requeriría que violen sus profundas creencias cristianas, que se oponen a facilitar un aborto.

No cumplir con el mandato podría haber resultado en multas mayores al millón de dólares por día. En julio de 2013, la familia Green recibió una orden judicial temporal protegiéndolos de las penalidades, hasta que la Corte Suprema sentenciara sobre su caso.

Hobby Lobby tiene más de 500 tiendas en Estados Unidos. Motivados por las creencias cristianas de la familia Green, las tiendas están cerradas los domingos, y los dueños pagan un salario por encima del estándar nacional.

La compañía recibió apoyo de grupos cristianos, judíos e hindúes, preocupados por la libertad religiosa.

La Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos emitió un comunicado expresando su oposición  a cualquier norma que requiera que dueños de negocios con motivos religiosos “escojan entre proveer cobertura para productos y mensajes que violan sus creencias religiosas, o exponer sus negocios a devastadoras penalidades”.

Más de 100 miembros del Congreso y 20 estados presentaron documentos jurídicos apoyando a Hobby Lobby, al igual que grupos pro-vida, incluyendo Demócratas por la Vida.

En el fallo de hoy, la Corte Suprema también anuló el mandato tal como se aplica a Conestoga Wood Specialties, una compañía de propiedad de una familia menonita, con objeciones religiosas a la regulación.

La decisión podría tener un impacto amplio en más de 100 otras demandas de libertad religiosa contra el mandato de Barack Obama, por más de 300 demandantes.

 

Etiquetas: AbortoEstados UnidosObamamandato abortistaNo al Aborto,Defensa de la vida